Mi paraíso, mi hogar.

Mi paraíso, mi hogar.
Foto hecha en: La Punta Del Hidalgo.

10 de diciembre de 2013

Los cambios no son malos.

Llega un día en el que todo cambia,  en el que ves feo lo que antes veías bonito, lo que antes resultaba agradable ahora resulta repulsivo y demas parejas de cosas.
Y es que los cambios no son realmente malos, los cambios vienen bien,  los cambios no matan, solo te hacen mas fuerte, te hacen ver las cosas desde un punto diferente, tal vez sea el empujón que tanto buscabas. Si los cambios fueran malos no evolucionariamos como personas,  también cambian las personas de ru entorno y es que nada es eterno y menos la amistad de alguien, todo cambia porque la vida es así es un continuo conjunto de cambios.

No hay comentarios:

Publicar un comentario